viernes, 14 de enero de 2011

Objetivo de recorte en el Dow Jones: 1000 puntos

El otro día volví a hablar del diferencial o efecto Imán Ibex-Dow que estaba llegando a su punto culminante con 2200 puntos de brecha entre ambos índices; indiqué que uno de los dos índices "se estaba equivocando" y en dos días esa diferencia se ha corregido en 900 puntos, verdaderamente asombroso pero no anormal para lo que es la historia de este diferencial. El supuesto optimismo español liderado por el sector bancario ha dejado a algún bajista en Ibex trasquilado tras este tirón alcista; ya advertí que del Ibex se puede esperar de todo, lo mejor y lo peor, pero sin duda, la estrategia era corto en Dow Jones y largo en Ibex tras observar ese diferencial de mas de 2000 puntos.
Bien, tras esta orgía alcistay el desmesurado optimismo español toca volver a poner los pies en el suelo y el escenario macro apenas ha cambiado; el Dow Jones ayer recortó ligeramente y no se contagió del optimismo en el euro que subió hasta 1,33 dólares; ayer Intel publicó resultados y sube un 2% en el after hours con unos futuros americanos planos.
Desde mi punto de vista, falta una corrección en el Dow Jones de 1000 puntos por lo menos que deje al S&P 500 sobre los 1160; no se si será Wikileaks el causante de la futura corrección o el presagio Hindenburg o "Perico el de los palotes" o... pero las subidas continuadas y manipuladas continuamente en los índices americanos deben conducir a recortes profundos y rápidos en este trimestre.