miércoles, 5 de noviembre de 2008

¿Una persona puede cambiar el mundo?

Eso es lo que quiere hacer Obama; se empieza a oir que algunos están demandando un tratamiento llamado "inversus maiquel yason" para cambiarse el tono de la piel.
La verdad es que Obama tiene el "don" de la palabra y es un excelente orador, parece hasta un actor de cine y contagia modernidad y aires de cambio; lo malo es que le ha tocado un momento de la historia muy complicado en el aspecto económico y tiene un trabajo muy difícil que realizar. Desde aquí le deseo mucha suerte aunque I don't believe.